La victoria del Clásico del Astillero ya pasó. Para los jugadores de Barcelona el objetivo inmediato es Guayaquil City, por lo menos así lo confesó Marcos Caicedo quien considera que el partido ante el último de la tabla de posiciones no es de confiarse y que trabajarán el encuentro para llevarse los tres puntos.

Caicedo analiza que si bien el equipo ciudadano no marcha bien en el Campeonato Ecuatoriano, no es menos cierto que ha sido uno de los rivales más complejos a los que Barcelona ha recibido en las últimas temporadas.

Mira lo que expresó: