No quieren hablar. Pese a ser designados por el departamento de Prensa de Barcelona, para comparecer ante los medios de comunicación, los futbolistas toreros -al parecer- han decidido no acatar esa disposición institucional.

“La idea es colaborar como siempre”, pero “hay jugadores que no se toman a veces bien los comentarios de prensa y deciden no hablar. Yo ni nadie en el club podemos obligarlos a eso. Sí hay una multa interna (por no ir a las actividades que programa Barcelona) y ellos tendrán que asumirla”, dijo Luigi Macchiavello, jefe de Prensa torero, en el grupo de WhatsApp de periodistas que cubren al equipo y que él administra.

El martes pasado, Gabriel Marques resolvió no presentarse, se lo vio con cara de ‘pocos amigos’ delante de los periodistas. Tampoco lo hizo Luis Caicedo, pero por problemas familiares. “Hay que hacerle un llamado de atención al presidente José Cevallos y que se entere de esto”, sugirió uno de los integrantes del grupo de reporteros. “Esto (inasistencia de futbolistas) ya es repetitivo y causa malestar”, expresó otro.