Lamentablemente el portero Ayrton Morales, de grandes actuaciones en los dos partidos que le tocó atajar, pese a su juventud e inexperiencia en un puesto de tanta presión y en un gigante como Barcelona, no ha recibido el trato que se merece de parte del club.

– La única indumentaria que ha recibido hasta ahora para entrenar es un par de zapatos de fútbol.

– Gana apenas $500.

– Morales se formó en la escuela de fútbol del Pepín Gavica, exgloria del ídolo y que además de su padrino y representante le entrega cada semana cierta cantidad de dinero para ayudarlo a sobrevivir.

– Su contrato con Barcelona es hasta el 2016.

– Nadie de la dirigencia ha llamado a Gavica para intentar mejorar la situación contractual del jugador.

¿Será que Barcelona espera que el chico se vaya a otro equipo como le ha ocurrido a tantas estrellas?