Ecuador cayó anoche 0-1 ante México en el debut del estratega argentino-boliviano Gustavo Quinteros en el banquillo ‘tricolor’. Este compromiso se jugó en el estadio Memorial Coliseum de Los Ángeles, en Estados Unidos, ante unos 88.000 espectadores, la mayoría mexicanos.  

El delantero del Real Madrid Javier Hernández marcó el único gol del partido, a los 14 minutos, mientras que Miller Bolaños erró un penalti a los 72’, que pudo significar el tanto del empate para la ‘Tri’.  

El estilo que pretende implantar Quinteros empezó a evidenciarse desde los primeros minutos. El nuevo estratega de la Selección les exigió a sus jugadores que presionen al rival en su propia cancha para obligarlo al error.   

Esa presión alta, muy común en el estilo de Quinteros, funcionó en el inicio del partido. Miller Bolaños tuvo dos opciones claras de marcar, pero el arquero José Corona se lo impidió. La velocidad del delantero de Emelec provocó nerviosismo en la defensa ‘azteca’.  

El ‘castigo’ por desperdiciar esas dos claras opciones fue el tanto que marcó Javier ‘Chicharito’ Hernández a los 13 minutos y que puso en ventaja a los mexicanos. El delantero ‘azteca’ superó las marcas de Frickson Erazo y Osbaldo Lastra y con un remate de media distancia y colocado al ángulo doblegó al guardameta Alexander Domínguez.  

Después del tanto de ‘Chicharito’, el partido se volvió más intenso y hubo más roce en la mitad de la cancha. Incluso el mismo Hernández pudo aumentar la ventaja de México en un mano a mano con Domínguez, pero un leve resbalón hizo que perdiera unos segundo y el arquero ecuatoriano achicó bien.    

Pero con el paso de los minutos Ecuador se asentó en el campo de juego, tuvo más tiempo la pelota en su poder y arrinconó a los mexicanos en su cancha. Sin embargo le faltó precisión cuando se acercaba al arco contrario.

Quinteros pedía desde la zona técnica que recurrieran al juego por las bandas para penetrar a la defensa rival. Jefferson Montero y Juan Carlos Paredes lo intentaron constantemente, pero les costó.

Defensivamente la ‘Tri’ tuvo problemas. Arturo Mina y Erazo no se entendieron y cayeron en errores constantes. Quinteros les llamó la atención varias veces por ello.

El estratega sorprendió antes de que finalizara el primer tiempo con el ingreso de Ángel Mena (debutante absoluto en la ‘Tri’) por Jefferson Montero, a los 43 minutos. Buscaba más eficacia en los desbordes por la banda izquierda. ‘Jeff’, según Quinteros, tenía una molestia muscular.    

La orden de Quinteros, en el segundo tiempo, fue clara: le pidió a Mena que se juntara más con Bolaños, tal como lo hacen en Emelec. Pero los defensas ‘aztecas’ controlaron muy bien a los dos atacantes. El técnico Miguel Herrera dijo que para preparar el encuentro observó los últimos 5 partidos que dirigió Quinteros en el banquillo de Emelec.

A Quinteros le quedan dos tareas urgentes de cara a la Copa América: encontrar al acompañante ideal de Erazo en la zaga y el socio perfecto de Christian Noboa en la zona de contención, porque Lastra no fue el jugador seguro que es en Emelec.

En la segunda parte del partido, Quinteros hizo cambios ofensivos. Dispuso los ingresos de Fidel Martínez y Joao Rojas para fortalecer el ataque, pero poco pudieron hacer para equiparar el juego a favor de la Selección nacional.      

En los últimos minutos del cotejo, México estuvo más cerca de ampliar su ventaja en el marcador que Ecuador de empatar el partido.

Domínguez fue el mejor jugador de la Tricolor. Anticipó, estuvo atento y salvó algunas ocasiones claras del gol. Andrés Guardado y José Corona fueron los más destacados de México.  

La ‘Tri’ continúa este martes su preparación en Estados Unidos cuando enfrente a Argentina, a las 19:00, en el MetLife Stadium de Nueva Jersey. “No hay que desesperarse, este proceso está empezando y poco a poco vamos a encontrar nuestro mejor nivel”, dijo Quinteros al final del partido.

Tomado de: El Telegrafo