La sorpresiva demanda de Ismael Blanco contra Barcelona deja un sabor amargo en la «buena relación» que supuestamente existía entre club y jugador.

Recordemos que llego en Junio del 2014 con un contrato de seis meses, la deuda rodea los $200.000 de una prima de contratación, esto se habría firmado en la era de Antonio Noboa ya que el fue el responsable de la renovación del jugador.

Esto contaría como un alivio para las arcas económicas del club si se llegase a dar su salida que sería lo mas lógico ya que es el jugador mas caro de la plantilla 2016 cuyo aporte solo ha sido en la banca.

Algunas de las reacciones de periodistas e hinchas: