Barcelona terminó contra las cuerdas en su estreno de Copa Sudamericana-2018. Empató a cero con el modesto equipo paraguayo General Díaz que bien pudo llevarse la victoria del Estadio Monumental en los minutos adicionales si no fuera por el arquero torero Máximo Banguera, que fue expulsado por acabar estrepitosamente con un contragolpe emprendido por Wilson Ibarrola al minuto 90+5m.

Acá el relato de Marcos Hidalgo en Radio SuperK800: