Ivan Perisic fue la única ausencia de Croacia en el último entrenamiento antes de la final de este domingo contra Francia en el Luzhniki. El extremo del Inter sufre una lesión muscular y no se ha ejercitado ningún día después del encuentro contra Inglaterra en semifinales. Se le vio corriendo sobre el campo en solitario.

Aunque será duda hasta el último minuto, Perisic quiere forzar para jugar. Antes del partido pasará un test definitivo en el que se tomará la decisión, pero tanto el seleccionador como el jugador confían en que la evolución sea satisfactoria. Perisic fue el autor del gol del empate ante Inglaterra y es una pieza clave en Croacia.

El resto de futbolistas están disponibles. El viernes no se entrenaron Subasic, Lovren, Vrsaljko ni Strinic, aunque en todos los casos fue por precaución. Este sábado sí estuvieron junto al resto del grupo y no tendrán ningún problema para jugar contra Francia.

Si Perisic no llega, Dalic maneja dos alternativas. La primera, más ofensiva, es dar entrada a Kramaric en la punta de ataque y que Mandzukic ocupe la banda izquierda. La segunda, más conservadora, es darle la titularidad a Kovacic y jugar con cuatro centrocampistas. No obstante, la prioridad es que Perisic se recupere y sea titular.