More

    ¿DÍAZ SE ESTÁ LIMITANDO A SER FIGURA TRIBUNERA?

    Por: Luigi Pescarolo Ycaza

    Respecto a si Barcelona (tiene doce fechas sin perder) ganará la segunda etapa o si Liga de Quito puede ser campeón sin jugar finales, hablamos de dos buenos equipos que tienen plantillas estupendas. Lo de Barcelona es bueno, sin llegar a los niveles de excepción o de ser muy bueno, como a veces escucho, pero es bueno. Las cosas se han hecho de manera seria y correcta y eso tiene que ver desde la cabeza. También influye la toma de decisiones de quién juega, Félix Torres y Xavier Arreaga (como centrales), por ejemplo. Darío Aimar está lesionado y va toda la confianza para Torres, que es un chico que viene de selecciones juveniles y está como titular. Sabemos que va a cometer errores y Arreaga, también, pero están jugando. Eso es de lo que hablamos: de la necesidad de que jugadores nuestros tengan recorrido de partidos (en primera división).

    Barcelona es un equipo productivo y efectivo, aunque creo que a veces equivoca los caminos en ataque; pero son detalles netamente futbolísticos. Se insiste en el juego aéreo de Ariel Nahuelpán, sin embargo ante Deportivo Cuenca (1-1) hizo uno de los mejores partidos que le he visto; el argentino no ha venido de lo mejor, pero en Cuenca estuvo bastante bien y es una variante interesante. A Damián Díaz le falta bastante para ser el Díaz que hemos visto. Me parece que se está limitando mucho a ser figura tribunera, poco productiva para el equipo y Díaz sí puede serlo. Matías Oyola y Gabriel Marques son dos trabajadores. Máximo Banguera comete un error en el gol del Cuenca, pero después salva a Barcelona. Lo que hace Marcos Caicedo es interesante, tiene mucho desborde por fuera. Barcelona es un equipo peligroso. Nuestro campeonato se ha vuelto muy competitivo y parejo porque los partidos son difíciles, bravos.

    Del nivel que se menciona de Díaz puedo decir que a veces los más jóvenes no miran que la historia es vida. Nuestros padres nos llevaron a los estadios desde muy niños y vimos a Víctor Ephanor, a Severino Vasconcelos; no tuve la suerte de ver a Jorge Bolaños, pero sí a otros grandes futbolistas. A jugadores de selección (en sus respectivos países), de otro nivel como Jairzinho, quien había sido campeón con Brasil en México 1970 y lo vimos jugar en Nueve de Octubre (en 1982). Era otro el nivel y por eso digo que la parte económica también ha influido y hay que entender que no es que los clubes no quieran (fichar extranjeros de categoría), es que no pueden.

    Y de la idea de la Liga Profesional de aumentar el número de competidores del torneo en el 2019, la FIFA manda que un campeonato, para ser considerado liga, debe tener un mínimo de 16 clubes: es una regla de la FIFA. Creo que el crecimiento del balompié del país es bueno, ha aumentado la cantidad y calidad de jugadores de mejor nivel. Creo que debería manejarse una estructura que podría permitir a los equipos reforzarse de mejor manera. Dos torneos, de A y B, con 16 participantes me parece muchísimo. Pero un certamen paralelo, como una buena Copa Ecuador, fortalecería todo, como el andamiaje económico de los equipos y los jugadores. Hay que esperar a ver cómo va todo al respecto. (O)

    Tomado de: El Universo

    Últimas noticias

    - Publicidad / Advertisement -