Esta tarde en la Federación Ecuatoriana de Fútbol el abogado defensor de Ariel Nahuelpán, Ramiro Salazar, dio declaraciones a los medios de comunicación aclarando la comunicación que envió el futbolista a la FEF, solicitando que Barcelona sea suspendido por incumplirle un convenio de pago por sus haberes.

“Estamos sometiendo esto únicamente al reglamento del Comité Ejecutivo. Fue Barcelona el que inscribió y registró la obligación en favor del futbolista, nosotros estamos pidiendo que lo cumplan. El Comité Ejecutivo ordenó en julio que se paguen 1 millón 25 mil dólares. Ya el Comité otorgó plazo de 30 días a Barcelona que se vencieron, es una obligación registrada en la FEF y ese registro fue preparado por Barcelona”, dijo Salazar.

“Ese registro fueron cinco obligaciones pendientes por parte del club. De las cinco sin obstáculo alguno Barcelona cumplió con tres, dos están pendientes y suman un millón 25 mil dólares que es lo que pedimos que se pague. No entiendo por qué en Barcelona dicen que el Comité no tiene la facultad para ordenarles el pago”, precisó Salazar.

Finalmente el Abogado precisó que en este pedido que realizaron ante la FEF no está inmiscuido el anterior club de Nahuelpán, Internacional de Porto Alegre. “La obligación es en favor del jugador, quien solicita el pago de la obligación pendiente es él. Clubes brasileños o de otra nacionalidad no intervienen en lo absoluto aquí. El jugador exige el pago primero porque se venció el plazo y después porque tiene obligaciones pendientes”, agregó.

Esto señaló su Abogado: