Aunque sí hubo una llamada haciendo un “ofrecimiento”, esta no fue de Antonio Noboa, expresidente de Barcelona Sporting Club, sino de una persona desconocida que llamó en su nombre. Eso fue lo que aclaró esta mañana el expresidente del Deportivo Cuenca, Galo Cárdenas, en relación a la entrevista que días pasados dio al programa Castigo Divino Morlaco donde reveló un intento de soborno en el año 2015.

Desde el auditorio del estadio Alejandro Serrano Aguilar declaró que: “No se tenían pruebas del ofrecimiento a más de la llamada de un desconocido, quien dijo llamar a nombre de los señores Noboa”.

Recalcó que en el programa se relató un hecho que verídico y que sí aconteció, pero que nunca se calumnió a dirigente alguno o al club. Incluso ese mismo día, asegura que se comentó el presunto intento de soborno al cuerpo técnico y directiva de la época.

En aquella entrevista Cárdenas aseguró que un “intermediario” le ofreció $200.000 por perder el partido, pero no tenía la certeza de que “sean ellos (los Noboa)”.

Acerca del término “Hijo de p.”, que se menciona en la entrevista transmitida en YouTube, aseguró que no fue a Noboa, sino a la persona anónima que lo llamó.

Ante la advertencia de Luis Noboa, hermano de Antonio, de iniciar acciones legales en su contra; aseveró que se defenderá en Derecho y que decirlo fue un “error” porque se prestó para malas interpretaciones.