Unos aficionados de Barcelona, que radican en la Cdla. Sauces 8, llevaron una bandera al estadio Monumental y la lucieron en el Clásico del Astillero que se jugó el pasado domingo. El trapo gigante tenía el rostro de Matías Oyola y decía una leyenda conmovedora. «Oyola no te vayas nunca» exclamaron los hinchas amarillos en el día que el capitán canario regresaba a las canchas luego de varios meses de ausencia por lesión.

Acá la imagen, cortesía de Sentimiento Barcelonés: