Antonio Valencia ya tendría muy difícil su continuidad en el Manchester United, ya que se resintió de su lesión justo en el mes clave donde se iba a definir su situación.

Según la información del diario Manchester Evening News, el United iba a decidir en marzo si Valencia (camino a cumplir 34 años) continuaba o no en el equipo.

Para esto era importante estar en forma y actuando dentro del campo pero la última lesión lo dejará por fuera hasta finales de marzo, ya cuando de seguro se tomó la decisión por parte del club.

Además, reportes de Talk Sport aseguran que el United tiene en la mira a otro lateral derecho. Se trataría de Aaron Wan-Bissaka de 21 años que actúa en el Crystal Palace.

En esta temporada, Valencia sólo jugó ocho partidos con la camiseta de los “Red Devils” ¿Será que se viene un cambio de aires tras 10 años?