El portero Máximo Banguera fue convocado para los encuentros amistosos de la Selección Ecuatoriana en USA, pero no pudo viajar con la delegación por motivos personales.

El barcelonista, precisamente se retrasó del vuelo con la ‘Tri’ debido a que tiene una orden judicial de prohibición de salida del país por no haber cancelado la orden de pensión alimenticia que está registrada en su contra.

La medida cautelar impuesta en contra de Banguera fue levantada según el Sistema Único de Pensiones Alimenticias (SUPA), donde se detalla que el deportista estaba atrasado en los pagos desde enero. El golero canceló el valor del primer mes ($83,33) a las 15:07 de este 18 de Marzo y la unidad judicial decidió levantar la medida cautelar. Aún le restan las deudas de Febrero  ($171,83) y Marzo ($170,56).

Una vez realizado el proceso, el guardameta ecuatoriano se pudo unir con el grupo de jugadores en tierras norteamericanas.