En los 12 partidos que ha dirigido Leonardo Ramos por LigaPro, ningún jugador de Barcelona pudo estar en todos. El eterno capitán, Matías Oyola, solo ha ingresado al cambio.

Una de las situaciones que más se le ha criticado a Leonardo Ramos es que no ha encontrado una oncena fija para afrontar los partidos del campeonato nacional. El DT charrúa tuvo un arranque promisorio en el torneo, pero en los últimos meses, ese amor se ha vuelto en condena y un análisis de este mal momento se desarrollo en la irregularidad de su equipo estelar.

A su llegada, Ramos logró ganar cinco partidos al hilo. Le ganó a Aucas en Quito, a Guayaquil City en el Monumental, a Emelec en el Capwell, a Técnico Universitario en Ambato y a Olmedo en casa. Barcelona se iba al descanso de Copa América feliz por los resultados obtenidos, pero a la vuelta, empezaron los problemas.

Cayó con El Nacional en el Atahualpa, con Macará en el Monumental y Mushuc Runa en el Bellavista de Ambato, de forma consecutiva. Las alarmas se disparaban y el señalado era el charrúa.

El drama disminuyó con el triunfo contra Independiente del Valle, pero luego Universidad Católica lo derrotó. Por último una agónica victoria de local ante Fuerza Amarilla y la caída en Casa Blanca en la última jornada.

Resultados que marcan una tendencia de irregularidad, al igual que en las alineaciones de Ramos. El charrúa no ha repetido ninguna alineación de lo que va en estos 12 encuentros. En todas, al menos, tiene una variante de acuerdos a su anterior once inicial.

El futbolista que más veces ha visto la titularidad con Ramos es el brasileño-ecuatoriano, Gabriel Marques, mientras que el que menos veces saltó desde el arranque es Leonardo Campana, Osbaldo Lastra y BillyArce, aunque este último recién se incorporó.

Fuente: Diario Extra