Las bóvedas donde se colocaron los restos de los hinchas del Barcelona Sporting Club fallecidos en un accidente de tránsito, en agosto de 2018, lucen con una notificación de la Junta de Beneficencia de Guayaquil, debido a deudas en los compromisos de pagos. Luego de la tragedia, la directiva del conjunto torero, encabezada por José Francisco Cevallos, donó bóvedas en el Cementerio Patrimonial de Guayaquil.

Según se dijo en ese entonces, el club se encargaría de pagar por el espacio durante cuatro años. El accidente se registró en el km 55 de la vía Cuenca – Molleturo – El Empalme, cuando los aficionados regresaban a Guayaquil, luego del partido que disputaron los toreros ante Deportivo Cuenca.

Familiares de nueve de los 12 fallecidos confirmaron que fueron notificados por los retrasos en los pagos. En el aviso se menciona “Agotadas todas las instancias se procederá a la exhumación de su familiar y luego se enviará a la fosa común, de acuerdo a lo estipulado en el compromiso de pago”.

La directiva de Barcelona SC reconoció los retrasos, en los próximos días emitirán un comunicado respecto a la situación. La noticia generó críticas en redes sociales en contra del club y de sus dirigentes.

Desde el accidente, Barcelona SC ofreció ayuda a los deudos. Además de las bóvedas, la directiva donó USD 1 por cada entrada vendida durante su partido ante América el 24 de agosto de 2018.


TOMADO EL COMERCIO