Pedro Perlaza, ex jugador del ídolo y ahora formador de jugadores, dialogó con RADIO HUANCAVILCA y reveló cuando llevó a Antonio Valencia al fútbol profesional.

«Los domingos yo jugaba para el Club Chicos Malos (de Sucumbios) y Antonio tenía la costumbre de pedirle el balón a los árbitros cuando terminaba el primer tiempo para dominarlo», contó.

«Un día me le acerqué, porque lo veía siempre y le pregunté quiénes eran sus padres. Me dijo ‘Lucho Valencia’, ahí le dije que Lucho había sido mi compañero», agregó.

«Hablé con Lucho, Antonio tenía 11 años y lo mandó a entrenar conmigo, desde ahí hasta los 16 años. Antes de ir a El Nacional (en 2002), yo lo promocioné a (Antonio) Noboa que estaba como directivo de Barcelona y a Omar Quintana que estaba en Emelec, ninguno aceptó porque Valencia iba a cumplir 16 años, ‘es muy pibe’, me dijeron».

«En el fútbol ecuatoriano hemos hecho mal en sacar a los juveniles del Campeonato, de pronto el DT no, a los dirigentes les gusta jugadores de 24, 25 años en adelante. En Europa jugadores con 18 años ya están jugando fútbol profesional pero acá no».

«No quisieron ni verlo a Antonio Valencia en BSC y Emelec».